LIMPIEZA FACIAL PROFUNDA

La limpieza facial profunda tiene por objetivo apresurar el proceso de renovación de la piel al provocar el desprendimiento de las células muertas.

 

Sin duda el sol, viento, smoke, cigarrillo, maquillaje, etc, impiden el normal funcionamiento de la piel. Para ello es vital mensualmente realizarse una limpieza facial profunda para que el cutis renueve sus células, se limpien los poros y penetren de forma eficaz las cremas y lociones que usamos a diario. De esta forma, con una buena limpieza facial periódica, retardamos el envejecimiento prematuro.

 

Beneficios:

                 Piel hidratada

                 Piel limpia, libre de impurezas y puntos negros

                 Facilita la óptima absorción de productos cosméticos

                 Previene el envejecimiento prematuro

 

 

SILDELA © 2015